I N I C I O
P O E S Í A S
B I O G R A F Í A
H E R Á L D I C A

Categorías

amistadcarmelitanasinquietudjuvenalialas gemasmagisternagorenavarranavidadpersonalreligiosasselectastranscendentevariosverso librevirgen maría


JUVENALIA

Poemas

• abandono
• abandonos
• amor
• amor
• amor de mis amores
• bucÓlica
• canciones
• champagne
• combate
• cuando tu me preguntaste
• culpable
• derrota
• desengaÑo
• desideratum
• despedida
• desprecio
• diÁlogo amoroso
• duda
• egoismo
• el beso de la amada
• el buen samaritano
• el divino lenguaje del amor
• el madrugÓn
• el parque dormido
• empeÑo
• en el azul declive
• escrutinio
• estoy triste
• extraÑo espejismo
• fantÁsmata
• filosofÍa nihilista
• fragmento de una carta
• fuga de palabras
• horas de inspiraciÓn
• ii momento espiritual
• indecisiÓn
• inspiraciÓn
• juego peligroso
• la corona de espinas
• la esfinge
• la estudiantina
• la flor de tus labios
• la Última ilusiÓn
• labrador
• lÁgrimas de felicidad
• lentamente
• luchar y vencer
• mandolinata
• melancolÍa
• melancolÍa
• mentira
• momento espiritual
• mujer sonrojada
• muy avaro
• muy bonita
• neblina
• no la quise engaÑar
• noche de ronda
• nuevo amanecer
• nunca volviÓ
• objetivo
• parÁbola
• perfidia
• pero sÉ que no tienes
• poema de juventud
• preferencias
• princesita
• promesas, juramentos
• quÉ dice el corazÓn
• recuerdo
• remordimiento
• respuesta
• retorno
• san juan de dios
• se llamaba ana marÍa
• seguidilla
• si fueras como todas
• sonatina
• tentaciÓn
• tiempo tormentoso
• tristeza
• tÚ estÁs muy lejos
• tÚ me besas
• tÚ no sabes
• tu tesoro
• tu vocaciÓn
• ultima
• Último deseo
• un resorte con lacre
• una voz lejana
• y la gente me dijo
• yo sÉ que no hay otra
• ¡ idiota !
• ¡cantar, reir, gozar!
• ¡oh desamor!
• ¡quiÉn sabe!
• ¡una mujer!
• ¿no lo ves?
• ¿odiarte?
• ¿quÉ quieres...?

Núm. 184
Categoria: JUVENALIA

LA ESTUDIANTINA

(Versos alejandrinos)
<<>>
Un farol oscilante la calleja ilumina
con medrosos reflejos que tiemblan de inquietud
y en contraste violento,la alegre Estudiantina
lanza su jubiloso canto de juventud.

Avanzan tumultuosos por la estrecha calleja
al son de un estribillo picaresco y vulgar.
Tras de los arabescos de una artística reja,
la bella damisela escucha su cantar.

Sollozan los violines, rasguea la guitarra.
Tinieblas que rodean,temblor en la negrura
de la noche insondable..Una jota desgarra
sus rítmicas cadencias, sus notas de amargura.

Los corazones jóvenes, desbordan de alegría.
La luna inmaculada recorta su relieve
sobre el fondo siniestro de la noche sombría
y la linda damita lanza un suspiro breve

Pasa la Estudiantina, embajada galante
del amor y terciados al cinto los aceros
sueñan bellas quimeras de ritmo extravagante,
fantásticas proezas de antíguos caballeros.

Un reto se imaginan en cada encrucijada
y en cualquier embozado presienten la aventura.
Gozan en la presencia de una buena estocada
o de un golpe de suerte y un rato de locura.

Nostalgia de otros tiempos. ¡Adiós, Estudiantina!
Bajo de vuestras capas de negro terciopelo,
vibran las ilusiones como llama divina,
que encendiera la antorcha de algún secreto anhelo.

Vedlos cómo se alejan...La niebla taciturna
tiende su denso manto. Silencio, oscuridad.
Se fue la Estudiantina...La calleja nocturna
de la ciudad que duerme, vuelve a su soledad.

Reservados todos los derechos.
Se autoriza la reproducción total o parcial de las poesías en Internet,
citando siempre la procedencia y con un enlace a esta página.
2006-2018 © José María Zandueta Munárriz.